¿Too much botox?

Hoy su técnica está más que perfeccionada pero los estragos del botox siguen viéndose por la calle. Infiltraciones excesivas y pinchazos poco acertados son los responsables directos de la mala fama de la toxina más célebre. He aquí un breve resumen de los efectos secundarios del botox mal entendido.

29/05/2013 07:00 | Ana Vallhonrat

Expresión anti-natural

Párpado caído. Es el clásico efecto secundario de un mal pinchazo en el entrecejo. En este caso la difusión descendente de la toxina botulínica hacia los músculos elevadores del párpado provoca la relajación de los mismos. Suele darse con más frecuencia en pacientes mayores de 50 años y puede durar varias semanas. Afortunadamente este caos tiene fácil solución gracias al colirio de apraclonidina, que logra una elevación inmediata.

Sonrisa de Joker. El problema aparece cuando el especialista realiza infiltraciones demasiado profundas en las patas de gallo. Entonces, se produce una afectación de los músculos que intervienen en la anatomía del pómulo, lo que conlleva una ligera pérdida de volumen en la zona de la mejilla. ¿El resultado? Una sonrisa falsa y anti-natural. La solución pasa por trabajar la zona del pómulo con un material de relleno para elevar la zona.

Cejas de Cruela. Si son demasiado elevadas y ofrecen un aspecto agresivo son signo inequívoco de un mal pinchazo de botox. El error es infiltrar la toxina en la parte central de la frente. Según los expertos, la infiltración en esta zona debe realizarse de forma superficial y exclusivamente en los laterales del músculo frontalis (el de la frente). Este tipo de asimetrías se corrigen fácilmente mediante nuevas infiltraciones en los puntos anatómicos adecuados.

Boca torcida.  Inyectar demasiado o inyectarlo a un nivel muy profundo. Son las principales causas de las asimetrías de la zona. al pinchar la toxina en el tercio inferior del rostro (de nariz para abajo), el botox se extiende haciael músculo orbicular, donde confluyen todos los demás músculos de la zona. La solución pasa por realizar nuevas infiltraciones de manera compensatoria.

Ya sabes, apuesta simepre por profesionales cualificados que tengan conocimientos acerca de la anatomía facial y conozcan bien la técnica para evitarte disgustos...

en Facebook

Siguenos también en: Twitter Facebook Tumblr Youtube